Un recurso en defensa de la salud de su familia

'Keystone XL Es Todo Riesgos Sin Recompensa para el Público Norteamericano’, Testificó Hoy el Sierra Club ante el Senado

Washington, DC — El Director Ejecutivo del Sierra Club, Michael Brune, testificó hoy ante la Comisión de Asuntos Exteriores del Senado Federal acerca de la decisión de si el oleoducto Keystone XL sirve el interés nacional.

Esta es una selección de sus declaraciones ante la comisión senatorial:

El Sierra Club, y los más de dos millones de personas que presentaron comentarios la semana pasada al Departamento de Estado, saben que este oleoducto no sirve al interés nacional. El Oleoducto Keystone XL de arenas bituminosas atravesaría más de 1,000 millas de granjas y ranchos en nuestra tierra transportando un crudo que es más tóxico, corrosivo, difícil de limpiar y contiene más carbono que cualquier otro en el planeta hasta las refinerías de Texas, desde donde la mayoría se exportaría.

Nuestro país tiene una meta clara basada en la ciencia para limitar la contaminación climática. Tenemos que recordar esto y reconocer que alcanzar esta meta es incompatible con permitir este oleoducto. Un reciente informe de Carbon Tracker reveló que el Keystone XL precipitaría la producción de unos 500,000 barriles diarios, las emisiones equivalentes a construir 46 plantas de combustión de carbón.

Cualquier derrame de este oleoducto sería catastrófico. Cuando el bitumen diluido se derrama, se hunde. Solo un vertido en Michigan contaminó más de 35 millas de río. Tras tres años y medio y más de $1,000 millones, el derrame no se ha acabado de limpiar.

El Keystone XL no beneficiaría a los consumidores de nuestro país porque está destinado a la exportación. El crudo se refinaría en la costa de Texas, cuyas instalaciones han aumentado sus exportaciones en un 200% en los últimos cinco años y están planeando incrementarlas aún más.

El oleoducto también sería una amenaza a la seguridad nacional. La disrupción climática afecta directamente a nuestras fuerzas armadas. El Almirante Samuel Locklear, jefe del Comando Militar del Pacífico, cree que la mayor amenaza a sus fuerzas es la inestabilidad creada por la disrupción climática.

Invertir en la economía de energía limpia cuenta en nuestro país con el apoyo de las empresas, trabajadores y todos los que se preocupan por la limpieza del agua y el aire, y el futuro del clima. La triste realidad es que el Keystone XL es todo riesgos sin recompensa.

El Secretario Kerry ha calificado la disrupción climática como “el arma de destrucción masiva más aterradora del mundo”. Estados Unidos puede ser el líder en el combate contra la disrupción climática rechazando este oleoducto contaminador y aceptando la energía limpia.

El video de la audiencia completa puede verse aquí.